La Perla de la Unión. Un Simbolismo Universal.

La Perla de la Unión. Un Simbolismo Universal.
La "PERLA DE LA UNIÓN". Si todos aunáramos Creencia, en un Ser Único, sabiéndonos parte de Él mismo, la vida cambiaría.

Mi obra Maestra. Ven, dame la mano, vamos a recordar quién eres...

Mi obra Maestra. Ven, dame la mano, vamos a recordar quién eres...
Amazón y descarga libre en Celia Álvarez Fresno Mis libros

lunes, 27 de abril de 2009

Canapés de ilusión.


Se pone en un recipiente:

Un poco de anhelo.
Un chorro de futuro.
2 vasos de emoción.
Una larga rama de esperanza.
2 brotes de imaginación.
Unas chispitas de magia.


Se coloca la mezcla cubriendo trocitos de tristeza.
Se sirve templado.

22 comentarios:

  1. Y la mezcla se puede meter en bocadillos? Es que los canapés son tan pequeñitos...

    Me ha gustado Celia.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. todo eso a fuego lento? jejejej mil besos y feliz evolución

    ResponderEliminar
  3. Me llevo la receta y a ver como me va...
    Por lo menos sé que esta no engorda.
    Un abrazo amiga

    ResponderEliminar
  4. MMMM queeee ricossss
    Besines compañera

    ResponderEliminar
  5. Añádele azucar de canela por encima.

    Así además, endulzas un poco la tristeza.

    Un beso desde el mundo perdido

    ResponderEliminar
  6. Hola Ardi. Sí. Un buen bocadillo. Mejor que los canapés.
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Hola Ankor. Ni muy lento ni muy despacio.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Hola Carolina. No. No engorda. Sólo ensancha el ánimo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  9. Marian. Buen provecho. Y a bailar sevillanas a la Feria. ¡Qué gusto!
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Paco. La receta ya está cerrada. La he probado y está en su justa medida.
    La canela para adornar.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Quiero un poquito ¡Qué dulzura! ¿Podría ponerle un pizca de pasión desenfrenada?
    Un beso gigante, amiga.

    ResponderEliminar
  12. Celia, usa la magia para quitar el manto de tristeza, me gusta mucho tu receta, mucho mucho, pero sin esa salsa.

    Y sírvela picante,caliente.

    A veces cuando descubro en tus escritos esa nube gris, me apetece escribirte, luego me corto, me digo que no se puede nadie entrometer en la vida de nadie.
    Pero yo, Celia, ya soy vieja, jajajaja,o un poco vieja, y las viejas perdemos los papeles, y sabemos de tristuras las reconocemos de lejos.
    La esperanza está reñida con la tristeza, la tristeza lo devora todo, no deja espacio para nada, destroza la generosidad, el amor, la pasión, la alegría, el deseo, no le des cancha...Si puedes.

    Firmaría: una experta en tristezas.

    ResponderEliminar
  13. Liliana. Estás invitada,amiga. Puedes serviste tú misma. Estás en tu casa.
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Hola Luz.
    No estoy triste. Es una recetita de las muchas que tengo al comienzo de este blog que ya tiene más de un añito.
    Mira... con el paso del tiempo todos tenemos momentos de todo tipo. Y a más años vividos más experiencia. Por supuesto, tengo la mía, y mis añitos a cuestas. Pero no volvería atrás por nada.
    Vivir es un premio. Mi espíritu es joven. Mi Alma inquieta; no para de recoger experiencias, y eso me hace muy feliz.
    Estaré encantada de recibir tu correo. Si no es así, tal vez te escriba yo. ¿vale?.
    Un abrazo, y muchas gracias.

    ResponderEliminar
  15. Claro, claro... La magia que no falte, que siempre es necesaria.
    :)

    Besos, Celia.

    ResponderEliminar
  16. Hola Lourdes.
    Magia y más magia. Elemental.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Me quedo con el coctel para tomarlo a sorbos no sea que se me atragante tanta felicidad.
    Un beso amiga

    ResponderEliminar
  18. Pues eso con un poquillo de Pedro Ximenez...
    jaja
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Tomo nota mi querida amiga y me preparo un par de kilos.
    Besos,Celia.
    M.J

    ResponderEliminar
  20. Celia, tus canapés tienen buen aspecto, voy a probarlos, un beso.

    ResponderEliminar
  21. Eres linday preciosa. ¡ Que hambre me da". un beso.milagros

    ResponderEliminar