La Perla de la Unión. Un Simbolismo Universal.

La Perla de la Unión. Un Simbolismo Universal.
La "PERLA DE LA UNIÓN". Si todos aunáramos Creencia, en un Ser Único, sabiéndonos parte de Él mismo, la vida cambiaría.

Mi obra Maestra. Ven, dame la mano, vamos a recordar quién eres...

Mi obra Maestra. Ven, dame la mano, vamos a recordar quién eres...
Amazón y descarga libre en Celia Álvarez Fresno Mis libros

martes, 15 de marzo de 2011

¿Por qué?





-Hola.

-Hola… dime ¿Qué te ocurre? ¿Por qué has llegado a mí, abriendo la puerta con tanta violencia? ¿Por qué esa actitud tuya?

-¿Es que no has visto lo que ha ocurrido en Japón? ¿Es que no percibes la tragedia que has sembrado?
Todo el País está temblando porque has hecho temblar la Tierra, y el Mar la abarcó sembrando muerte y tragedia. ¿Por qué?!!
Se arremolinan escombros y debajo de ellos vidas muertas. Tragedia de grandes masas, sin que Tú, movieras un solo dedo para que esto no ocurriera.
Eres el Rey de la Vida y de la Muerte. Eres el Todopoderoso y has dejado con tu poder, que la tragedia sumiera ilusiones, y futuros.
¿Es que el enojo te ha inducido a la destrucción? ¿Es que has chascado los dedos para dar la orden de crear desorden y pavor?
No entiendo… Una vez más, no entiendo nada.

-Hija mía…no eres capaz de comprender una sola de mis lecciones:
La Tierra es un ser vivo. La tierra alberga vida, y entre la vida que la habita, está el Ser Humano. La Tierra no es vuestra. Vosotros sois de la Tierra. No lo olvides nunca.
La Vida es una gran Matroska. Un ser, alberga otro. Un Mundo, alberga otro Mundo. En el mismo interior del Ser Humano, viven mundos, que se crean y se destruyen sin que vosotros seáis conocedores de ello. Las células viven, y mueren, cientos… miles… cada día, y no sois conscientes de lo que ocurre en vuestro interior.
La Tierra florece, y se marchita. La Tierra vibra y se aquieta. La Tierra da y recibe. El Mar también.
Ha habido una lucha de Gigantes: El Mar y la Tierra. En el medio destrucción, caos y muerte.
A menudo, el Ser Humano lucha contra el mismo Ser Humano. En el medio destrucción, caos y muerte también.
Yo estoy en el Mar y la Tierra. En el que vence y en el que es derrotado. Soy la Esencia de todo aquel que vive.
Y tampoco olvides que debes aprender a mirar con el Alma. Sólo así serás capaz de comprender que a menudo una derrota puede ser una victoria.
De una vez por todas, ten Esperanza. Aférrate a ella y no olvides nunca que nadie dijo que la vida en la Tierra, sería un jardín de rosas.

-Ya... eso ya lo sabía.

9 comentarios:

  1. El planeta es un ser vivo que también sufre transformaciones,y como en los humanos, el proceso genera dolor. Tienes razón, hay que aprender a mirar con el alma.
    Hermoso escrito. Un abrazo cargado de afecto.

    ResponderEliminar
  2. Bella lección, pero tan difícil de aprender, Celia.
    Un@ se pregunta una y otra vez el por qué.
    Sin respuesta...
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Querida Celia, cuando sucede tal horror con tanta destrucción y muertes, me pregunto, si de verdad hay un Dios. Estoy tan enojada.

    Fue bueno pasar a leerte, siempre me gusta leer estos diálogos. Para comprender y entender algo la situación.

    Besitos amiguina.

    ResponderEliminar
  4. Siempre tendemos a buscar culpables, esos son los fundamentos de nuestra Razón. Desoimos al alma, al corazón, con demasíada frecuencia... y, cuando decidimos escuchar, olvidamos las razones... así somos; puro desequilibrio, in"fieles" a nuestra balanza... así nos va.

    Me quedo con esta frase tuya:

    "tampoco olvides que debes aprender a mirar con el Alma. Sólo así serás capaz de comprender que a menudo una derrota puede ser una victoria"

    Un beso grande, amiguina.

    ResponderEliminar
  5. Celia querida,
    es muy difícil entender racionalmente para una creyente como yo, que haya un dios que permita este tipo de tragedias. Tal vez por qué no hemos entendido su mensaje. Mi idea de ese ser es muy complicada en estos momentos de mi vida.
    Pero entiendo que:
    Devastamos nuestro planeta, negociamos en el templo de la naturaleza sin respetarla, arremetemos contra nuestros semejantes, desconfiamos unos de los otros, guardamos dolor y rencor en nuestros corazones... Estamos, sin quererlo, con todo ese mensaje de odio y negatividad, llamando a la destucción. La Tierra se gira en contra nuestro, se rebela, parece que quiere acabar con todos,pero en realidad está pidiendo más amor.
    ¡Huy! Qué rollo... Además, me estoy moviendo en arenas movedizas, en cuestiones muy dif´ciles por etéreas para mí... Ese es tu terreno.
    Peo ya hablaremos
    Un besín

    ResponderEliminar
  6. Un bello diálogo entre la razón y el corazón...
    Siempre sucede asi, el corazón no entiende las cosas de la razón.
    Quizás porque todavía no somos seres completamente evolucionados...
    Quizás porque ésas son las reglas de juego...
    Quizás porque... No lo sé.
    No sé porque hay niños muriendo de hambre, niños con enfermedades que les hacen sufrir para nada...
    Niños abandonados, vendidos, explotados,
    Niños que tienen la mala suerte de nacer en un submundo...
    Al final, siempre acabo llegando a la misma conclusión: Sólo sé que no sé nada....
    Un besito, querida amiga.

    ResponderEliminar
  7. El ser humano debe de entender que un ser vivo como la tierra se sacuda si le apetece o lo necesita.. eso es Naturaleza,es Dios: poner encima edificios,diques,casas,centrales nucleares es cosa nuestra no de Dios por lo tanto somos nosotros los responsables de que se caigan si es preciso sacusirse.
    ¿ Nos creemos acaso Dios nosotros cuestionando a "otro" nuestros errores??como humano con ego tengo compasión de ellos pero nunca cuestiono el porqué,porque como ser de Luz en la parte que me toca(que es ínfima)sé que todos llevamos un plan que alguna vez escogimos y todo eso es para algo mucho mejor aunque nuestra personalidad y la idea mental de lo correcto no lo entienda.
    Venimos ,volvimos y volveremos,somos almas eternas viviendo en un cuerpo que todo lo cuestiona,pensando en un Dios con barba cuando todos somos Energía divina esparcida por un universo infinito..Espero que esto no suene dogmático,nada mas lejos de mi intención(apasionado tal vez)
    Soy humana y por lo tanto no sé nada,mucho menos que tu por supuesto,ruego a Dios que someta tu mente y deje hablar solo a tu alma,cada día que pasa es mas necesario y yo me siento feliz de conocerte.
    Un abrazo y un beso muy grande

    ResponderEliminar
  8. Pues yo ya lo he comentado en algún sitio: El Planeta está hartito y se defiende como puede...



    Besos, Celia!!

    ResponderEliminar