La Perla de la Unión. Un Simbolismo Universal.

La Perla de la Unión. Un Simbolismo Universal.
La "PERLA DE LA UNIÓN". Si todos aunáramos Creencia, en un Ser Único, sabiéndonos parte de Él mismo, la vida cambiaría.

Mi obra Maestra. Ven, dame la mano, vamos a recordar quién eres...

Mi obra Maestra. Ven, dame la mano, vamos a recordar quién eres...
Amazón y descarga libre en Celia Álvarez Fresno Mis libros

jueves, 17 de mayo de 2012

No puedo resistirme. Es que tengo mucha "cosecha espiritual" y me gusta regalar producto.







"Guantes sin manos, no se necesitan, pero las manos anhelarán guantes cuando llegue el frío".
Cinco son los estados interiores del ser humano:
Consciencia- razón
Subconsciencia
Supra conciencia
Conocimiento y luz
Esencia y Todo.

En ocasiones, el ser humano aúna todos los estados emocionales en uno solo.
Cuando intentas nublar la razón, ella corre a abarcar todos los conceptos elevados y algunas veces, su fuerza anula esos sentimientos.
En otras circunstancias, cuando el Todo vuelca sus mensajes, la razón se calla.
La mente, la razón, el intelecto, se sabe conocedor de la materia; del comienzo y del final de las cosas, y no quiere admitir los conceptos: Todo, No fin, Energía, Luz Eterna, Infinito… ya que todos esos conceptos le resultan inabarcables.
Por eso tiene constante lucha con lo que considera no real.
En el ser humano está Todo, sin ser Todo, y en él, se alberga la duda y la realidad.
Tus sentimientos están plenos de Luz y también nublados porque tus estados se han fusionado en uno.
El Alma alcanza a la Razón, y la Razón ya sucumbe a la existencia del Alma, aunque aún duda.
La Luz intensa brilla en ti, pero deja de brillar cuando la Razón interpreta que no brilla.
La intuición en ti es grande, tú eres intuición. Pero el ego de la Razón, toma las riendas y opaca a ese sentido tan sublime que esconde la Verdad.
Tienes razones para creer porque has visto con los ojos varias veces. Tienes razones para ignorar porque ves razones incoherentes en tu entendimiento.
Suma uno y uno. Suma dos y uno. Suma tres y uno…
Todo son conceptos y sabes que esas sumas son reales, aunque se basen en algo que no comprendes. Pero es así, porque tiene que ser, ya que ha sido demostrado.
Pues tal como son las sumas, son los sumandos. Y si no existieran las sumas no existirían los sumandos.
Extrapola el concepto hacia tu vida Espiritual. Todo será más comprensible cuando disipes tus dudas.

6 comentarios:

  1. Tienes suerte, Celia al entender así de bien la vida y sus entresijos. La verdad es que los humanos somos "tan difíciles"...
    Un besote

    ResponderEliminar
  2. Es una verdadera delicia que lo tengas así de claro y ¿sabes? te envidio un poco. O mejor dicho, mucho. Cuando el frío se instala en el alma, es muy difícil encontrar una Razón que no dude.

    Quizá todo sea un entrenamiento. A ver si empiezo a sumar...

    Un abrazo fuerte.

    Maat

    ResponderEliminar
  3. Amiguinas: Hoy, ya lo tengo claro, clarísimo. Pero me ha costado lo mío asumir lo evidente. Y ¿sabéis? para creer de verdad, tenemos que parar a nuestra mente y saber escuchar sl Alma; sentirla; conocerla, y en el momento en el que la conoces, jamás volverá a see extraña para ti.
    Por supuesto, no soy ninguna extraterrestre. Ni vivo fuera de las circunstancias. Tengo mis pies aferrados a la vida, al camino; pero las experiencias ya me resultan más sedosas, y comprendo mucho a los demás. Tal vez porque ahora ya, me comprendo a mí.
    Un fuerte abrazo para las dos. Y también para todos los que entran miran y se van (que yo controlo jejejej), y que no dejan huella. ¿Tal vez os parezco en las nubes? Pues no. Estoy terrena, disfruto con la vida -lo que puedo- tengo mis problemas, pero me siento feliz porque he descubierto toda nuestra Grandeza. Intento trasmitirla, y ofrecer este sentimiento que es el capitán de mi buque de la vida.
    Besinos para todos.

    ResponderEliminar
  4. Hola, Amiga!!! Comparto tu Reflexión y me parece muy certera. Me he alejado un poquito de mi Blog para disfrutar con más intensidad de mi familia. Un enorme abrazo de Luz!!! Dios te Bendiga. TQM y te tengo presente. Besitos y SE FELIZ!!! =D

    ResponderEliminar
  5. fuertes convicciones, no tengo dudas sobre eso, pero por sobre todas las cosas me quedo con la certeza de decir las cosas tal cual a veces uno las pienza, como yo y como otros tantos, espero poder ser un buen seguidor tuyo y encontrarte en estos pasajes hermosos, besos

    ResponderEliminar
  6. Que buen ejemplo el de la suma y los sumandos,tal vez haya quien lo considere demasiado simple y muy evidente casí palpable, esos que piensen en las ecuaciones que han tenido que hacer ciéntíficos nunca desarrolladas sobre supuestos que hoy se han materializado en la presencia de un robot en Marte que envía información y analiza el suelo marciano. Esas ecuaciones eran y son absolutamente abstractas para quién no tiene capacidad para entenderlas, pero ahí están. Tal vez para comprenderlas haya que estudiar y entonces serán para el aprendiz. Pues bien para sentir la Presencia de Dios sencillamente hay que conectar con Él, en el momento que lo haces ya nunca nunca se va ¿Dónde está? en ti, cuando comienzas a hablar con tu yo interno con honestidad y sin trampas acabas sintiendo el compromiso de vivir en concordancia con esa voz interna que te marca las diferencis entre lo que es correcto y no lo es tanto, cada día esa voz exige más compromiso de tu vivencia y antes o después te das cuenta que tu intelocutor es Absoluto y Armónico con todo y todos y reconoces estar en sintonía con lo que te rodea, con lo creado,con Todo, con Dios. En ese momento el diálogo comienza a convertirse en preguntas que reciben respuesta en tu sentir y trascienden y profundizan en la realidad del Ser.
    Es maravilloso leerte, porque en tus letras extiendes certificados para muchos que pensamos exactamente lo mismo que te leemos.
    Es maravilloso leerte poque eres una persona normal, con una vida normal, dentro de un relativo anonimato.

    Hacía mucho que no entraba y voy leyendo lentamente, porque estas letras deben ser saboreadas como los buenos platos, bocados pequeños y suculetos para el alma que se alimenta de lo conocido, algo así como su comida preferida. Este blog es un auténtico banquete para los que deseen sentarse a su mesa.Soy una auténtica hambrienta por otra parte insaciable de estos manjares.
    ¡Que Dios te Bendiga! por repartir tanto alimento.
    Un beso
    Mariví

    ResponderEliminar